Uno de los gadgets con los que más disfruto son con los auriculares, sobre todo cuando se salen del típico modelo e incluyen características muy interesantes.

Este es el caso de los auriculares de la marca Libratone por ahora algo desconocida en España y su modelo Qadapt.

Cuando recibimos el paquete y vemos su caja, ya nos hacemos a la idea de que estamos ante un producto cuidado y de una estética premium. Muy al estilo de los productos Apple, por hacer una referencia.

Levantamos la caja y dejamos caer suavemente su parte inferior en donde aparece una funda de simil piel donde encontramos los auriculares y dos cables, uno jack de 3,5″ y otro micro USB. En la parte superior de la caja encontramos un escueto manual.

Es raro encontrar manuales completos en los gadgets más recientes.

La estética de los auriculares es realmente espectacular, unas líneas suaves entre un diseño minimalista y con unos acabados metálicos, goma, tela y plástico sutilmente combinados. Los materiales son de calidad, se notan robustos y para nada los he sentido frágiles aunque lo pueda parecer a simple vista.

La banda de la cabeza es de un tacto textil rugoso y con un acolchado algo justo. Está recubierto de tela parecido al lino. La diadema se ajusta en altura mediante unas barras metálicas que se unen a los auriculares.

En cuanto a los auriculares, son de un tamaño medio (60 mm de diámetro), no llegan a cubrir por completo la oreja, ideales para uso en exteriores sin llamar la atención, pues en principio están pensado para ello, tanto por su diseño como por sus características de las que hablaremos a continuación. Sus materiales son de plástico de buena calidad y un recubrimiento fino de tela con almohadilla esponjosa en el propio auricular. El auricular derecho cuenta con una zona táctil en toda su superficie para controlar el volumen, pasar canciones, pausar y con una iluminación muy elegante. Aparte de los botones que se incluyen en ambos auriculares, tanto para encender, conectar por bluetooth o para usar sus niveles de cancelación de ruido.

Su cancelación de ruido es personalizable y funciona muy bien.

Su sujeción quizás está reñida con su planteamiento, pues estéticamente tienen un diseño muy cuidado (te gusten o no) pero a la hora de sujetarse a la cabeza se nota un pequeño balanceo si nos agachamos y puede resultar algo molesto.  Aunque eso no quita que sean muy cómodos a la hora de llevarlos puestos y pasar varias horas con ellos.

Centrándonos más en su conjunto, estamos antes unos auriculares pensados para usarse mediante bluetooth, con una autonomía generosa de al menos 20 horas y con una carga rápida mediante el cable incluido micro USB de 3 horas. Pero también se incluye un cable jack 3,5″ por si nos quedamos sin batería, algo que se agradece. Los cables son de calidad, robustos y con un recubrimiento a juego con la diadema.

También cuentan con un sistema de cancelación de ruido que podemos configurar en cuatro posiciones mediante un botón lateral o con una precisión mayor mediante el uso de su aplicación, de la que hablaremos más adelante. La verdad, que la cancelación de ruido mediante frecuencia funciona bastante bien con los sonidos típicos de exteriores o incluso para el interior del hogar. Además, los auriculares aunque no lo parezcan, son cerrados y no molestaremos a los que estén a nuestro alrededor.

El sonido no parece destacar, pero es muy agradable y no le falta detalle.

Su sonido es potente, siendo más bien lineal aunque con buena pegada. La verdad que ha funcionado muy bien en todo tipo de música, además de poder adaptar mediante la app su ecualización, consiguiendo un sonido más versátil en función de nuestros gustos.

Tiene un sensor que detectará cuando estemos usando o no los auriculares, por lo que una vez nos los quitemos dejarán de reproducir sonido y volverán a funcionar una vez nos los pongamos de nuevo.

Dispone de app para iOS y para Android, con la que podremos actualizarlos, compartir música con otros equipos compatibles, ecualizar, usar emisoras de radio de la propia aplicación, configurar la cancelación de ruido de una manera muy precisa, activar la detección de uso, dejar la iluminación del auricular derecho encendida de manera indefinida y otras tantas opciones que se van añadiendo con el tiempo. Aunque podremos funcionar sin ella perfectamente, se agradece el ecualizador.

Su peso sin llegar a ser ligero no molesta, unos 200 gramos para ser más exactos, que puede ser mucho para el que esté acostumbrado a llevar in-ear.

Los hay en diferentes colores, blanco, negro y beige.

Precio: 249€

Cómpralo al mejor precio (clic)

Probamos los auriculares vanguardistas Libratone QAdapt
Un producto con un buen sonido, estéticamente muy cuidado, con un diseño elegante, materiales acorde y muy completo en cuanto a funciones. Aunque echamos en falta una mejor sujeción de la diadema.
Diseño9.5
Funciones9.1
Sonido8.5
Comodidad7.9
Precio8.3
Nos gusta
  • Elegantes para la calle
  • La cancelación de ruido
No nos gusta
  • La precisión del panel táctil
  • La sujeción de la diadema
8.7Nota Final
Puntuación de los lectores: (0 Votes)
0.0

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.